fbpx

Organizar tu tiempo como hábito de autocuidado

¿Sientes que trabajas demasiado y sin embargo no logras terminar tu larga lista de tareas pendientes?

Pareciera que los deberes nunca se acaban en la casa y con los hijos, ¿verdad? Y el poco tiempo que tienes para tu negocio lo usas para improvisar, casi siempre a contrarreloj. ¿No es así? El tiempo pasa y pasa y ya desesperada te prometes a ti misma que pronto encontrarás la forma de organizar tu tiempo y avanzar en tu negocio.

Y, sin embargo, sabes que sin tiempo para el negocio, no hay negocio posible.

Suena duro, pero es así.

Nadie más vendrá a dirigir tu negocio por ti. Nadie vendrá tampoco a regalarte más horas en el día.

Yo también era un caos

Hace ya varios años, cuando sentía que mi vida era un caos (con un negocio incipiente y una bebé pequeña), decidí que si de verdad quería emprender un negocio en ese momento, aun con mi hija chiquitita, era necesario que tome el toro por los cuernos y que encuentre mi propia forma de organizar el tiempo, bajo unas reglas propias y muy mías que probablemente funcionen solo para mí.

Empecé a dejar de de preocuparme de que quepa todo en mi agenda, y me enfoqué en que cupiera lo prioritario. Empecé a pensar continuamente y ante cada situación: ¿Cómo SÍ puedo trabajar, bajo estas condiciones y con el tiempo que tengo? ¿Qué SÍ puedo hacer con mis recursos disponibles?

Y fue así que he hecho crecer este negocio mío, incluso en los años en los que, además de emprender y ser mamá, trabajaba como funcionaria pública.

Sé lo frustrante que puede ser ver las horas pasar y sentir que a pesar de estar exhausta no has avanzado casi nada. Incluso es posible que ni siquiera estés muy segura de si has avanzado o no, porque las tareas de tu negocio están desorganizadas y sin un objetivo concreto.

Desde esos tiempos caóticos y buscando mejorar mi forma de organizar el tiempo he tomado diversos cursos de gestión del tiempo y he descargado y probado infinidad de aplicaciones que prometen ser la solución perfecta a mis problemas de productividad. De todo esto, he tomado lo que mejor me ha servido y he desechado lo demás.

Pero, por otra parte, hoy más que nunca soy consciente de que la organización de nuestro tiempo va mucho más allá de aprender hábitos de productividad y usar aplicaciones digitales.

Organizar tu tiempo como hábito de autocuidado

Organizar tu tiempo en esta etapa de tu vida en la que eres madre implica una revisión de tus creencias y un proceso de empoderamiento ante algo que tendría que ser tan tuyo, tan íntimo y tan propio: tu tiempo disponible de vida.

Organizar tu tiempo requiere entenderte, entender a tu familia y a tu negocio, y partir de ahí para definir tus prioridades y tu agenda diaria. Mi premisa es que cada una de nosotras puede ser perfectamente capaz de crear su propia forma de organizar el tiempo, siempre y cuando nos liberemos de cargas innecesarias, nos conozcamos mejor y preparemos una agenda diaria realista, alineada a nuestras verdaderas prioridades y posibilidades.

Organizar tu tiempo es un asunto muy personal, porque solo tú puedes conocerte y aprender a identificar qué te funciona bien, y qué no. No hay fórmulas milagrosas que apliquen para todas, porque tanto tú como tu familia y tu negocio son completamente únicos.

Como te decía más arriba yo también he pasado por muchos momentos de caos y es hasta el día de hoy que puedo decir (¡al fin!) que he encontrado una forma de organizar mi trabajo que me funciona súper bien y me permite sentirme en equilibrio y sin culpas.

Las preguntas, ejercicios, ideas y reflexiones que me llevaron a esta forma de organizarme son precisamente el contenido de mi curso Organiza tu tiempo personal, familiar y de trabajo. Si te interesa, ahí lo tienes a tu disposición, con acceso inmediato e ilimitado tras tu compra.

En este curso no trato de convencerte de que apliques mi método a tu vida, sino que te ayudo a hacerte las preguntas necesarias para que consigas organizar una agenda diaria muy tuya que SÍ te funcione, que sea flexible y amable contigo misma y te permita avanzar hacia tus verdaderos objetivos.

>>>Click aquí para inscribirte al curso: Organiza tu tiempo

Por si decides no unirte (aunque te recomiendo mucho hacerlo y te aseguro que será una inversión inteligente por ti y tu negocio), te comparto aquí mismo 10 ideas para organizar mejor tu tiempo y equilibrar tu vida personal, familiar y laboral.

1. Depura tu agenda

Para mí, es esencial depurar tu vida de todo lo que no es prioritario:

  • Esos ratos de mirar redes sociales que al final no te aportan nada.
  • Esas obligaciones que sientes demasiado pesadas sobre nuestros hombros.
  • Esas tareas de la casa que no te corresponden si vives en pareja o que pueden esperar.
  • Esos “tengo que” y “debo hacer” no reflexionados, que te estresan y te hacen sentirte siempre a contrarreloj.
  • Esos proyectos paralelos improvisados que no se alinean con tus objetivos.
  • Incluso esos favores que te piden y quizá te sientes obligada a hacer, aun dejando de lado tus propios objetivos.
  • Toda es “infoxicación” (intoxicación de información): leer blogs, ver videos, googlear, revisar tutoriales, empezar diversos cursos que dejas a medias… La saturación de información, lejos de brindarte orden y coherencia, llena tu mente de datos inconexos y desorganizados que veces ni siquiera aplican para tu negocio (por eso es importante contar con una guía profesional).

2. Elige sabiamente tus prioridades

¿Qué es lo verdaderamente importante para ti a nivel personal, familiar y laboral? Elige tus prioridades reales para alinear tu agenda con ellas, y no con “lo que se supone que deberías hacer” ni con “lo que se supone que debes querer”.

Como yo lo veo, una agenda bien organizada es una agenda en la que están contenidas solo (o casi solo, que nadie es perfecta) las tareas prioritarias. Por supuesto, hay que hacerse las preguntas necesarias para descubrir cuáles son.

3. Ahórrale tiempo a tu “yo” del futuro

Tu trabajo se compone de varios procesos que repites una y otra vez, ya sea a diario, cada semana, cada mes o eventualmente. Determina qué tareas son las que repites constantemente y crea pequeños atajos que te permitan ir más ágil la próxima vez.

Por ejemplo:

  • Crea plantillas para las publicaciones de tus redes sociales y para correos electrónicos que envíes con frecuencia.
  • Redacta el paso a paso de las actividades rutinarias y guárdalo a manera de checklist. Por ejemplo, yo tengo checklists para el momento de hacer mis anuncios, la programación del calendario del próximo mes del Club de Madres Emprendedoras, los lanzamientos de mis cursos y muchos otros procesos.
  • Mantén organizado tu espacio de trabajo: nada de perder tiempo buscando tu libreta de apuntes.
  • Organiza la información de tu computadora por carpetas fáciles de encontrar. Por ejemplo, yo hace algunos años era un desastre con mis archivos descargados: todos iban directo a la carpeta de “Descargas” lo cual obviamente me hacía perder muchísimo tiempo buscando archivos.

4. Enfócate en una sola tarea hasta completarla

Elabora una lista de pendientes realista para tus posibilidades diarias, y ve tachándolas una por una. No pases a la siguiente tarea hasta terminar la anterior. Concentrarte en una tarea te permitirá rendir más y ser más creativa, mientras que intentar ser multi-tareas probablemente dará como resultado varias tareas a medias y ninguna tachada en la lista.

Y sí, este punto también implica apagar tus redes sociales. No las mires, no entres, no te dejes llevar por la tentación de ver qué han comentado en la última foto de tu bebé que publicaste por la mañana. Aléjate de las distracciones lo más que puedas.

Sé que muchas veces es imposible no distraerte, sobre todo si trabajas en casa mientras tus peques están contigo… pero puedes poner todo de ti para intentarlo, y alejarte de tus redes sociales es un buen comienzo. También puede funcionarte apagar el celular por un rato y no contestar si alguien llama a la puerta. Tu tiempo de trabajo es limitado: respétalo y valóralo.

5. Elige tus herramientas digitales amigas

Como si se tratara de tus mejores amigas, elige tus apps con sabiduría. Hay miles (¡miles!) de aplicaciones que puedes descargar y probar, tanto gratuitas como de pago. Mi sugerencia es que pruebes varias de ellas por unos días, y te quedes solo con las que de verdad faciliten tu vida.

Algunas de las que yo uso son:

Evernote: En esta app tengo toda la información de mi negocio. Hace tiempo que dejé usar editores de texto como Microsoft Word, y en vez de eso uso Evernote para organizar la planeación y los temarios de los cursos que imparto, mi estrategia promocional, el contenido de mi sitio web e incluso mis apuntes de los cursos en los que me inscribo. Me encanta que puedes organizar las notas, adjuntar archivos, poner enlaces, subir imágenes, hacer listas de pendientes, entre otras cosas.

Se sincroniza automáticamente en todos tus dispositivos, por lo que puedes trabajar desde el celular, y después continuar en el mismo texto cuando te sientes a trabajar ante la computadora.

Canva: Algún día quisiera conocer en persona a los desarrolladores de Canva para darles las gracias y un abrazo. Fuera de broma, desde que conocí esta aplicación (me parece que fue en 2014) mi vida ha sido mucho más sencilla… Canva te ofrece infinidad de plantillas de todo tipo: posts para redes sociales, encabezados para mensajes de email, tarjetas de presentación, hojas membretadas, certificados, tarjetas de regalo y un largo etcétera. Es una aplicación de diseño para no-diseñadores, que a través de su interfaz drag and drop (arrastra y suelta) te permite colocar elementos como texto e imágenes con mucha facilidad.

Administrador de páginas de Facebook: El administrador de páginas es una aplicación imprescindible para poder responder con rapidez los mensajes y comentarios de tu fanpage. Además, desde esta app puedes gestionar con más facilidad los contenidos de tu página, crear eventos, revisar las estadísticas, etcétera.

Toggl: un timer para medir cuánto tiempo te lleva hacer tus tareas del trabajo. Medir tu tiempo es súper útil por varios motivos; entre ellos, saber cuánto tiempo en realidad necesitas para concretar una actividad o hacer mejores cotizaciones si trabajas por hora o vendes servicios profesionales (sabrás cuánto tiempo tendrías que cotizar). Además, tener encendido el timer al trabajar me ayuda muchísimo a no perder la concentración.

Trello: una herramienta de gestión de tareas en la que organizo y gestiono mis listas de actividades pendientes. También he probado Microsoft To Do (antes Wunderlist)Asana, y también son buenas opciones.

6. Elabora un plan funcional para ti

¿Planeación anual, mensual, semanal, diaria o todas ellas? ¿Te cuesta trabajo planear? No importa la modalidad que elijas; lo importante es que tu planeación te funcione súper bien a ti, y a tu equipo de trabajo si lo tienes.

Yo, por ejemplo, he descubierto que me funciona muy bien hacer planeaciones trimestrales con objetivos mensuales. Pero te confieso que mi planeación actual ha sido el fruto de muchas pruebas… he intentado de todo: diversas aplicaciones y formatos, esquemas, planeación semanal, planeación por mini proyectos, listados de actividades trimestrales… en fin. Después de probar de todo parece que al final le di al clavo porque mi sistema actual funciona muy bien y siento que me ayuda a avanzar.

Así que no te desanimes si sientes que tu trabajo es un caos… eso puede cambiar y aprender a planificar es un primer paso para lograrlo. No camines sin rumbo porque eso sería como estar a la deriva en el mar… te estás moviendo, sí, ¿pero hacia dónde y para qué?

7. Usa un calendario virtual

A pesar de que me encanta escribir a mano y tengo muchos cuadernos, he descubierto que usar un calendario virtual es muy práctico porque te permite crear varios calendarios que puedes visualizar de manera independiente o todos a la vez. En lo personal uso Google Calendar porque es muy intuitivo, sencillo y práctico. En mi calendario virtual organiza mi agenda usando la técnica del time blocking o bloqueo de tiempo.

Uso varios calendarios personales y laborales. Te comparto los calendarios que uso para organizarme:

  • Calendario personal
  • Calendario del negocio
  • Calendario de pagos (hogar)
  • Calendario de pagos (trabajo)
  • Calendario del Club de Madres Emprendedoras (compartido con las alumnas)

En cada calendario puedes crear eventos, añadirles alarmas o notificaciones, compartirlos con alguien más entre otras funciones que hacen más fácil tu vida.

8. Prepara hoy tus acciones de mañana

Realmente es algo muy simple, pero, ¿cuántas de nosotras nos vamos a la cama sin saber qué pendientes haremos al día de trabajo siguiente? Planear hoy los pendientes de mañana te ayuda a visualizar qué vas a necesitar para concluirlos, de manera que pongas manos a la obra sin más.

9. No te exijas demasiado

Esto seguro ya lo sabes: el cansancio es enemigo de la productividad. Si trabajas con cansancio encima, tus niveles de creatividad y de desempeño disminuyen. Así que planea tiempos sanos de trabajo para ti: puedes variar entre jornadas largas un día, y mini jornadas al otro día, o alterna días de descanso con días de trabajo intenso… elige tu propia modalidad, pero no acabes exhausta… piensa en ti como si fueras tu más valiosa empleada… no querrás explotarla, que se canse y no vuelva más.

10. Sé una buena amiga tuya

Por algún motivo que desconozco (aunque sospecho cuál es) solemos ser pésimas amigas nuestras. Nos exigimos demasiado, nos castigamos con pensamientos que nos lastiman, nos echamos culpas tras culpas y nos sentimos insuficientes. ¿Te pasa?

¿Y si pruebas siendo más cariños y amable contigo misma? ¿Y si por un día nos disculpáramos por no poder llegar a todo? ¿Y si soltáramos las culpas y, en cambio, nos agradeciéramos por todo lo que SÍ hacemos (que es mucho)?

Para mí, la organización del tiempo es un hábito de autocuidado, autoconocimiento y amor propio.

Al final, la organización de nuestro tiempo es la forma en la que navegamos nuestra vida misma. ¿No vale la pena aprender desde hoy mismo a vivir más relajadas y satisfechas?

 

2 comentarios en “Organizar tu tiempo como hábito de autocuidado”

  1. Hola Alejandra 😊‼️
    En estos últimos días me he dado a la tarea de revisar toda la información que tienes al alcance de la mano y de manera gratuita en todos tus sitios: fan page…grupo…blog
    Todo super bien organizado…
    Todo tu contenido es de gran ayuda…
    Felicidades…se nota tu entrega y organización en tu día a día…de todo corazón deseo que consolides tus sueños en todo este proyecto de Maternidad.

    1. Admin bar avatar

      Isela querida, no sé por qué no vi tu comentario antes. Lo acabo de encontrar sin querer y me sacó una gran sonrisa. ¡Me da tanto gusto que te sea de utilidad! Te mando un fuerte abrazo y también te deseo muchísimo éxito según tus propios términos. 😀

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.